jueves, 12 de febrero de 2009

Una reflexión en paralelo


Juan Palacios, a quien presenté tiempo atrás,
reflexiona así acerca de afrontar dificultades en las organizaciones. Me tomo la libertad de fusilarlo; no habla de la organización educacional, pero va en paralelo y lo uno y lo otro comparten iguales problemas, ¿no?


"Nada sucede sin transformación personal"Edward Deming
Justo con el título con el que encabezo esta entrada, hace unos días, he diseñado e impartido un microtaller experiencial para una de las principales entidades financieras españolas.
En el mismo, hemos experimentado las severas dificultades que nos imponen nuestros modelos mentales para transitar eficazmente por un entorno de cambio paradigmático; hemos constado, desde la acción, nuestros conflictos limitadores ante el desaprendizaje; y hemos reflexionado hacia dónde sería imprescindible que se encaminaran las políticas organizacionales de Recursos Humanos, en los albores del tercer milenio.

Concretamente, en lo referente a este último apartado, he definido seis principios basales que considero imprescindibles para generar la emergencia de una organización humanizada.
Comparto con vostr@s el enunciado de esos seis principios, y os emplazo a futuras entradas en las que iré ampliando y definiendo cada uno de ellos. Espero que os sirvan y que puedan ayudaros a dinamizar vuestras reflexiones.

PRINCIPIOS PARA LA EMERGENCIA DE UNA ORGANIZACIÓN HUMANIZADA
1.- Los seres humanos no somos recursos.
2.- Las personas que trabajan en la organización, han de poder integrar su dimensión cognitiva, emocional e instintiva.
3.- Sólo tendremos organizaciones sostenibles, con trabajadores sanos, si atendemos al rol, a la persona y al ser humano.
4.- Sólo un líder humanizado puede desempeñar un management humanizante.
5.- Un líder humanizante sólo puede llegar a serlo transitando por un profundo proceso de desarrollo y transformación personal.
6.- Sólo tendrán éxito en un paradigma humanizado aquéllas organizaciones que implementen políticas para desarrollar la autoconciencia.

(Cierro el post con una reflexión alegórico-visual de “El Roto”...)

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que estamos ante un cambio de paradigma, eso es cierto!
Que el nuevo paradigma se orienta al retorno del ser, es decir al planteamiento de las cuestiones esenciales del ser ¿quien soy? ¿de donde vengo? ¿a donde voy? ¿cual es el sentido ultimo de la vida?
Que se le pueda considerar como "paradigma humanizado", me parece que tiene logica.

Que la constante sera la transformacion, ahora mas de lo que ya se ha visto. Pero la transformacion que mas tendra impacto sera la renovacion personal a traves del autoconocimento.

Saludos!

Me parecen muy interesantes los aspectos que se puntualizan en el texto, relativo al naciente modelo de administracion de las organizaciones.

Butterflyee

Jacques Bergier dijo...

¿Es tan cierto que estamos ante un cambio de paradigma? ¿No sólo ante un apresurado maquillaje del viejo régimen? ¿En qué indicios hemos de fijarnos para advertir las variables que señalan con seguridad "Cambio"?

¿Es posible que se oriente hacia "el retorno del ser"? ¿Gracias a qué, debido a qué, a santo de qué? ¿Se dan acaso condiciones que favorezcan tal tendencia? Una revolución tecnológica y de las comunicaciones como la presente, sin parangón en nuestro pasado, ¿nos va a dirigir necesariamente en esa dirección de mayor autocercanía? ¿En qué signos se advierte que realmente esto vaya en esa muy especial dirección?

¿Confundimos nuestros anhelos con las huellas que seguimos? ¿O realmente estamos siguiendo huellas con todo rigor y, para nuestro contento, su ruta coincide con la de nuestros anhelos?

Solo quiero compartir mis pensamientos...